Hablan los Asociados

"La aplicación de estándares es la forma más sencilla de cumplir con la legislación"

Andrés Carasso

Secretario General-Gerente

La Asociación de Fabricantes de Material Eléctrico (AFME) abarca los diferentes subsectores de la industria de material eléctrico. Actualmente, 116 empresas forman parte de la asociación, representando el 90 % de la facturación del sector español de Baja y Media Tensión. AFME defiende el liderazgo de estos fabricantes apoyando el mercado nacional e impulsando el crecimiento de sus exportaciones.

  • Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • Pinterest
  • LinkedIn

¿Qué aporta la normalización a su sector de actividad?

¿Qué aporta la normalización a su sector de actividad?

La seguridad y calidad son aspectos muy importantes para la comercialización del material eléctrico y el colectivo de los fabricantes siempre ha confiado en la normalización como la mejor herramienta para establecer unas reglas del juego comunes para cumplir con los altos niveles de seguridad eléctrica, funcional y rendimiento demandados por los clientes.

 

Las normas facilitan el comercio estableciendo el lenguaje común para el acuerdo comercial entre las partes y ayudan a mejorar la competitividad de las empresas. Su aplicación en las fases de diseño y fabricación es fundamental para poner productos en el mercado que se ajusten a los requisitos demandados por los clientes. Además, su aplicación es la forma más sencilla para dar cumplimiento a la legislación (puesta en el mercado y requisitos de instalación), lo que otorga un valor añadido muy relevante para todos los agentes económicos que operan en el mercado, y confiere a las normas un papel muy destacado en las actividades de Vigilancia de Mercado.

¿Qué normas considera más destacadas?

Los trabajos de normalización para nuestros productos empezaron en los inicios de dicha actividad en nuestro país, lo cual se ha traducido en un catálogo de normas muy extenso que abarca a la práctica totalidad de los productos y equipos eléctricos de baja tensión.

 

En el ámbito de las instalaciones, me gustaría destacar la norma de instalaciones eléctricas para baja tensión. Una norma nacional (basada en la internacional) que está citada en varias Instrucciones Técnicas del Reglamento Electrotécnico para Baja tensión (REBT) y, por tanto, cualquier modificación de las partes de la norma citadas que se acuerdan en la Comisión Electrotécnica Internacional (IEC) pasan posteriormente a aplicarse en el Reglamento. Además, las nuevas áreas de desarrollo en IEC, como por ejemplo las instalaciones de recarga para el vehículo eléctrico, instalaciones para la generación basada en renovables y eficiencia energética se utilizan como base para la posterior adaptación del Reglamento nacional.

¿Qué balance hace de la actividad de UNE?

En mi opinión, el papel de UNE es crucial para el país. Su rol de promotor de la normalización en todos los sectores y la sociedad española es imprescindible para lograr una mayor competitividad de nuestro país y el acceso a nuevos mercados. También quiero destacar el gran apoyo que da a través de las asociaciones y patronales sectoriales para que la industria española participe activamente en los foros internacionales de normalización.

¿Cuáles son los campos de progreso más destacados de la normalización en el futuro?

A inicios de esta última década, las áreas de normalización eran muy verticales y los sectores trabajaban sin apenas relación entre ellos. Pero ese escenario ha cambiado radicalmente debido a la convergencia en la aplicación de nuevas tecnologías, que están haciendo desaparecer los límites entre sectores y obligando a implantar un nuevo enfoque de la normalización basado en los sistemas. Además, la perspectiva desde la que se confeccionan las normas se ha ampliado, buscando ahora que también ayuden a dar respuesta a los grandes retos mundiales, como la descarbonización de la energía, sostenibilidad del planeta o economía circular. En nuestro sector, esos retos están en el desarrollo de productos e instalaciones para corriente continua, gestión de la energía (Smart Grids), instalaciones de automatización para viviendas y edificios (Smart Home y Smart Building) y eficiencia energética. Sin olvidar la transformación digital a través del Internet de las Cosas, Ciberseguridad, Industria 4.0, modelización digital de la información, comercio electrónico, etc.

Números anteriores

Consulte números anteriores en esta sección, los números a partir de marzo de 2018 están disponibles en versión Online y todos están disponibles para descarga en PDF. Utilice los cursores o desplace las revistas para acceder a los contenidos.
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.