Hablan los Asociados

"Las normas permiten a los laboratorios evaluar la conformidad de los avances tecnológicos"

Manuel Valcárcel

Director Adjunto

Desde su creación en 1949, FFII y su LCOE desarrollan su trabajo en el sector de los laboratorios y organismos de evaluación de la conformidad. En este ámbito, la normalización es una herramienta fundamental para el desarrollo de su actividad.

Las normas permiten a los laboratorios evaluar  la conformidad de los avances tecnológicos
  • Facebook
  • Twitter
  • Pinterest
  • LinkedIn

¿Qué aporta la normalización a su sector de actividad?

La normalización es una herramienta indispensable para el desarrollo de la actividad en el sector de los laboratorios y organismos de evaluación de la conformidad, en el que la FFII y su LCOE desarrollan su actividad desde su creación en 1949.

 

Nuestra actividad principal es la realización de ensayos, inspecciones y otras operaciones del entorno de la evaluación de la conformidad. Se trata en suma de la evaluación del cumplimiento de los productos e instalaciones con las normas de aplicación, ya sea por obligación reglamentaria o de forma voluntaria por parte de nuestros clientes.

 

La verificación del cumplimiento de los productos con las especificaciones técnicas incluidas en las normas permite a los laboratorios independientes como el LCOE utilizar métodos de ensayos acreditados y reconocidos. Además, las normas suponen una vía directa y natural de incorporar los avances tecnológicos por parte de los fabricantes, y permiten a los laboratorios evaluar la conformidad de dichos avances conforme a requisitos definidos.

 

La implantación de normas relativas a los sistemas de gestión de las actividades (ensayos, calibración, inspección, vigilancia de mercado, etc.) nos permiten asegurar nuestra actuación técnicamente competente e independiente. Todo ello orientado a prestar a nuestros clientes un servicio de alta calidad, confiable y reconocible tanto nacional como internacionalmente.

¿Qué normas considera más destacadas?

Resulta casi imposible destacar alguna norma dentro de la actividad muy amplia que realiza la FFII. Por ámbitos principales, señalar las normas del sector eléctrico y de sistemas de gestión. En concreto, en el sector eléctrico las normas desarrolladas por UNE, y también las de IEC y CEN-CENELEC.

 

En particular, las normas de equipos eléctricos, electrónicos, de uso doméstico o industrial (seguridad y compatibilidad electromagnética), las relacionadas con la eficiencia energética o las prestaciones de aparatos domésticos y de iluminación, así como los transformadores de potencia y medida, aparamenta y aisladores de Alta Tensión. También las normas correspondientes a la gestión de la calidad y evaluación de la conformidad.

 

Para FFII, las normas son una prioridad estratégica, que se plasma en la participación en un gran número de Comités Técnicos de Normalización (CTN 205, CTN 213, CTN 208, CTN 72, CTN 207, CTN 66, etc.), aportando nuestra visión en las propuestas que se debaten.

¿Qué balance hace de la actividad de UNE?

Muy positivo, sin duda. Armoniza los diferentes intereses de los agentes que intervienen en la cadena de valor de productos, instalaciones y sistemas de gestión. Desde los diseñadores y fabricantes de productos y servicios hasta consumidores y usuarios, pasando por los laboratorios, autoridades regulatorias, etc.

 

UNE ha conseguido involucrar a una impresionante cantidad de expertos, con una adecuada representatividad de intereses. Hay que destacar su posición en Latinoamérica, tendiendo puentes para la cooperación productiva con esa región. También es un acierto la creación de las comisiones consultivas sectoriales, en particular la electrotécnica (donde participa el LCOE), como herramienta trasversal para identificar y poder afrontar los retos futuros, cada vez más interrelacionados.

 

La creación del Observatorio de Vigilancia del Mercado, donde también participa la FFII, supone una apuesta de UNE por impulsar la conformidad con la reglamentación y la libre competencia entre los agentes económicos.

¿Cuáles son los campos de progreso más destacados de la normalización en el futuro?

Señalamos dos; la adaptación de las normas para recoger el impacto de las nuevas tecnologías digitales y de comunicación en los diferentes sectores productivos y de servicios. De otra parte, la adecuación de las normas a los objetivos de sostenibilidad, en particular los relacionados con la economía circular, eficiencia energética, innovación, industrialización e infraestructura, o las comunidades y ciudades sostenibles.

Números anteriores

Consulta números anteriores en esta sección, los números a partir de marzo de 2018 están disponibles en versión Online y todos están disponibles para descarga en PDF. Utiliza los cursores o desplace las revistas para acceder a los contenidos.
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.