Normalización en acción

CTN 23 Seguridad contra incendios

Cerca de 200 entidades forman parte de este comité técnico que ha publicado 300 normas técnicas. Estos documentos juegan un papel fundamental para el cumplimiento de la legislación que aplica al sector: Código Técnico de la Edificación (CTE), Reglamento de Instalaciones de Protección Contra Incendios (RIPCI) y el Reglamento de Seguridad Contra Incendios en los Establecimientos Industriales (RSCIEI).

  • Facebook
  • Twitter
  • Pinterest
  • LinkedIn

El sector de la seguridad contra incendios está constituido fundamentalmente por pymes, con una plantilla media de 20 personas, que generan aproximadamente 18.000 empleos directos en España. Se trata de un sector muy reglamentado, tanto en el ámbito europeo como en el nacional.

 

Desde 1987, el sector cuenta con el comité técnico de normalización CTN 23 de Seguridad contra incendios donde se desarrollan normas que ayudan a las empresas del sector a cumplir esa reglamentación. Precisamente por las características del sector, compuesto por pymes, resulta fundamental el trabajo de este comité.

 

El CTN 23 está constituido por cerca de 200 entidades entre empresas de ingeniería, fabricación, distribución, instalación, mantenimiento y asesoría sobre protección contra incendios, asociaciones, centros de investigación y entidades certificadoras. Además, el comité mantiene una estrecha relación con las administraciones públicas, tanto nacionales como autonómicas.

 

El CTN 23 está presidido por José Rodríguez Herrerías y la secretaría la desempeña la Asociación Española para la Protección Contra Incendios (Tecnifuego). La actividad del comité gira en torno a ocho subcomités que abordan distintas facetas de la actividad protección contra incendios, donde además se hace seguimiento de los trabajos de los comités homólogos internacionales y europeos. De hecho, expertos españoles participan activamente en los distintos órganos técnicos europeos e internacionales.

 

El resultado del trabajo de los distintos subcomités son las más de 300 normas técnicas en vigor. Estos documentos, que responden a las necesidades recogidas en la reglamentación que aplica al sector, abarcan aspectos como los sistemas de detección; señalización; materiales y sistemas de lucha contra incendios, o los ensayos de reacción al fuego de distintos materiales. Además, ayudan a las organizaciones a cumplir los ODS 8 Trabajo decente y crecimiento económico, ODS 9 Industria, Innovación e Infraes-tructuras y ODS 11 Ciudades y comunidades sostenibles.

Reglamentación

En el ámbito europeo, al sector le aplica el Reglamento de Productos de Construcción (RPC), que regula los requisitos básicos de las obras de construcción, así como la forma en la que deben declararse las prestaciones de los productos de construcción para poder ser comercializados en el mercado europeo.

 

La Declaración de Prestaciones, junto con el marcado  asociado asegura la libre circulación de productos de construcción en el mercado europeo. Estas prestaciones se establecen en normas europeas armonizadas. En dichas normas se establece también el sistema de evaluación y verificación de la constancia de las prestaciones.

 

En lo relativo al sector de protección contra incendios, el RPC define los métodos y criterios de evaluación de prestaciones frente al fuego de gran parte de los productos involucrados en la actividad de construcción.

 

En el ámbito nacional, al sector le aplica el Código Técnico de la Edificación (CTE); el Reglamento de Instalaciones de Protección Contra Incendios (RIPCI) y el Reglamento de Seguridad Contra Incendios en los Establecimientos Industriales (RSCIEI).

 

El CTE es el marco normativo que establece las exigencias que deben cumplir los edificios en relación con los requisitos básicos de seguridad y habitabilidad establecidos en la Ley 38/1999 de 5 de noviembre, de Ordenación de la Edificación (LOE). Estas exigencias se refieren a materias de seguridad, habitabilidad y accesibilidad. En cuanto a seguridad en caso de incendio incluye las características de comportamiento ante el fuego de productos de construcción, las normas de ensayo y clasificación de las puertas resistentes al fuego y sus herrajes y mecanismos de apertura, así como el mantenimiento de puertas peatonales con funciones de protección contra incendios.

 

Por su parte, el RSCIEI persigue conseguir un grado suficiente de seguridad en caso de incendio en los establecimientos e instalaciones de uso industrial. Incluye la regulación de las condiciones que deben cumplir los aparatos, equipos y sistemas, así como su instalación y mantenimiento, además de la regulación de los instaladores y mantenedores.

 

Y el RIPCI establece las condiciones y los requisitos exigibles relativos al diseño, instalación, mantenimiento e inspección de los equipos y sistemas que conforman las instalaciones de protección contra incendios. Regula las condiciones y requisitos que deben cumplir los equipos, sistemas y componentes de protección contra incendios siendo obligatorio que lleven el marcado  siempre que dispongan de una especificación técnica armonizada.

CTN 23 Seguridad contra incendios

Opinión

Opinión

Normas para proteger vidas

José Rodríguez Herrerías
Presidente
CTN 23

La protección contra incendios integra un amplio campo de actividad, cuyo objetivo es proteger vidas y bienes. Lógicamente, este pilar básico de la seguridad constituye, en la inmensa mayoría de los casos, un imperativo de carácter legal y, como consecuencia de ello, está vinculado a las Administraciones, destacando de forma especial dos Departamentos Ministeriales como propulsores de Reglamentos que derivan en exigencias legales de protección contra incendios.

 

Se trata del Ministerio de Industria, Comercio y Turismo en todo lo vinculado a exigencias que han de cumplir los equipos e instalaciones y el Ministerio de Transporte, Movilidad y Agenda Urbana que define cuáles han de ser las exigencias que han de cumplir las instalaciones de edificios y lugares habitados.

 

Las normas elaboradas en este marco constituyen la base técnica en la que se apoyan los diferentes Reglamentos tanto de estos departamentos como de otros que también establecen exigencias de protección contra incendios.

 

La Directiva 89/106/CEE del Consejo, relativa a los productos de construcción, que se transpuso a la legislación española mediante el RD 1630/1995, de 28 de julio, con sucesivas modificaciones posteriores, establece una serie de requisitos esenciales de seguridad que deben de satisfacer los edificios de diferentes usos y los establecimientos industriales, entre los que destacan los de seguridad en caso de incendios. El cumplimiento de estas exigencias de seguridad se realiza a través de normas armonizadas, que en España se transponen a normas UNE.

 

De todo lo expuesto, he de resaltar que España cuenta con un marco puntero en protección contra incendios, bien de carácter nacional o vinculado con legislación europea, y que el contenido técnico de esas exigencias hace referencia a normas UNE, elaboradas por el Comité CTN 23.

 

Otro aspecto que quiero destacar es la intensa participación de los técnicos del Comité en los trabajos de CEN y de ISO elaborando normas internacionales que, posteriormente, son transpuestas a normas nacionales.

Números anteriores

Consulta números anteriores en esta sección, los números a partir de marzo de 2018 están disponibles en versión Online y todos están disponibles para descarga en PDF. Utiliza los cursores o desplace las revistas para acceder a los contenidos.
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.